Sobre este blog

Diego es un bebe que, como muchos, tiene un Trastorno Generalizado del Desarrollo No Especificado. La tasa de nacimientos con este tipo de diagnóstico se dice ha crecido exponencialmente en los ultimos años, sobre todo en el estado Bolivar, Venezuela.

En este blog compartimos sus avances, sus logros, cómo ha influido en la vida de nosotros sus padres, familiares y amigos.

Esperamos llegar al corazón de cada uno de nuestros visitantes para crear conciencia sobre la necesidad de respetar los derechos de los que son diferentes y en colaborar para hacer mas corto el camino hacia su integración a una sociedad que brinde oportunidades a todos.

jueves, 29 de enero de 2009

Diego Bi Campeon

Pablo de Llevandote de la mano, una vez se refirio al Autismo diciendo que a veces le da a la vida un efecto sinusoidal, vamos haciendo elipses entre alegrías y tristezas, días buenos y días malos, aunque yo le agregaría que la vida misma es así, solo que con el autismo las curvas son mas cerraradas y los picos pueden ser muy pronunciados.


El Jueves pasado estaba plena de alegría, y el Viernes me lleve el tortazo!, el Sábado hice terapia para recuperarme (lease ir de shopping) aunque no se trató de las típicas compras de carteras y zapatos mágicas para arreglar el alma, solo compre los materiales indispensables para la terapia de Diego en casa, esto del shopping debería ser una terapia formal, porque de verdad funciona jejeje; a menos que abarrotes tu tarjeta de crédito y mas bien te hundas mas jejeje, bueno, pero no es mi caso porque ya mi tarjeta rebota y no tiene nada que ver con mis dias grises, sino con los inidces de inflacion que rondan el 32% en mi pais.

En realidad me subí a la siguiente onda de la vida sinusoidal, porque Diego, aunque enfermo se pone irritable, no permite que su malestar le haga retroceder, sigue progresando hasta con candidas, diarreas, llagas en la boca, mocos y malestar de gripe, se pone oposicionista en la terapia, protesta, lloriquea, pero no olvida y sigue aprendiendo.

Ayer por la tarde me arrastro al parque, y una vez alli no me necesito para nada, yo me sente en un banco y el fue hasta la arena, se acerco a los niños que alli jugaban, busco a su igual (una niñita de su tamaño) y se unio a esta pequeña que trataba de llevarle el paso a 2 niños mucho mas grandes, y alli estaba mi muchacho “jugando” con ellos.

Los niños grandes se subían al tobogán y se lanzaban, Diego como no tiene la habilidad motriz para subir por una escalera de cuerdas, y la nena tampoco, pues ellos se sentaba al final del tobogán y se empujaban con los pies tratando de subir por el mismo tobogán y deslizarse.

Los niños protestaban porque este bebé estaba al final del tobogán y no les dejaba deslizarse, pero ni la niñita pequeña ni Diego mostraban interés en quitarse de allí.

Yo mirando, disfrutando de esos problemas infantiles.

Asi que recorde que escribi un post sobre lo bien que la pasamos en el Parque, asi que lo comparto una semana despues…

El Parque.

Diego mi aspiración es que mas adelante, cuando hayas crecido y leas este diario, pueda trasmitirte un poquito de las emociones que vivimos día a día, hijito tenerte ha sido lo mejor que nos ha pasado, cada día es una aventura, en este momento aventuras de un niño de 2 años de edad.

El parque se ha convertido en un lugar muy nuestro, y también en nuestro mejor ambiente de terapia socio-afectiva, cada tarde vamos al parque, y cada tarde va llenando de recuerdos nuestras vidas. Algunas veces el parque se llena de lloros y gritos a 1000 decibeles, zapateos y pataletas de protestas (quieres meterte a la piscina, quieres los juguetes de otros niños etc), pero otras veces se llena de risas y carcajadas, abrazos y besos por doquier; y si la voz de mi corazón se pudiera oír, muchas veces se escucharían gritos de alegría, aplausos, fanfarrias!!! … y en algunas ocasiones se oiría su llanto, quizás atenuado por la pujante Contancia y la optimista Esperanza.


Ayer pasamos un rato muy especial, en primer lugar salimos al parque acompañados de nuestro vecino Angelson y un invitado de éste, iban entrando a su casa pero al ver a Diego pidieron permiso a su mamá para acompañarnos hasta la entrada del parque. Pude ver como Diego se emocionaba cuando vio a Angelson y luego como le tomaba la mano a su amiguito y salía a toda velocidad, tratando de correr a la par de los otros niños, varios años mas grandes que él.

Al llegar al parque con nuestra escolta de lujo, los niños se despidieron y nosotros fuimos recibidos con la alegría tan particular de la cara de un niño: Gianfranco!, esa carita de alegria no se puede describir, solo se puede sentir:

Gianfranco casi saltó de su lugar cuando nos vio llegar, hasta a su mama se le noto la emoción de ver la compañía que se acercaba.

Cosechamos los frutos sembrados, todas estas semanas cada vez que veiamos a Gianfranco, a su hermanita Sabrina y a su mama Yuri, yo le enseñaba a Diego como interactuar, siempre de forma clara, frases cortas, acompañadas de gestos un tanto exagerados:

Diego mira quienes están allí! (Saludando con las manos)

Es Gianfrancoooo!!! Biennnn ¡!!!

Es tu amigo Diego!

Chócala Gianfranco!, Hola Sabrína! Besitos para la niña!

Hola señora Yuri!!!

Otras veces, saltabamos aplaudiendo: Gianfranco, Gianfranco, llego Gianfranco!

El resultado? Cada vez que los niños se ven es como si se conocieran de años, cada uno sale corriendo a saludarse, la pequeña Sabrina da gritos de alegria!!! Y Diego ni me espera, sale de una vez a su encuentro.

Pero como cada día en el parque es diferente, no siempre coincidimos con las mismas personas, así que aprovechando mi buena memoria, procuro recordar los nombres de cada niño(a) que conocemos cada día:

Diego esta iniciado, cuando ve un niño lo señala y corre hacia el, los papas se quedan un poco sorprendido las primeras veces, pues nosotros llegamos sonrientes y yo digo:

Hola Niña, yo soy Diego, como te llamas?

Aquí el papa responde por el otro niño si es muy pequeño, sino el mismo niño dice su nombre, yo tomo la mano de Diego y la “choco”, o acaricio la carita de las niñas, etc, de alli en adelante los niños interactúan.

Diego esta vez encontró a Gianfranco acompañado de 2 niños nuevos, vi como mi hijito fue hasta la arena y se agacho junto a un carrito que los niños estaban llenando de arena, vi como observaba atentamente y a los 2 minutos con sus manitos, tomaba arena y la metía en el carrito, imitando.

Los niños estaban enterrando a unos monstruos, pero Diego no conoce el concepto “enterrar un tesoro”, el quería sacarlos, los niños decían, estamos enterrándolos bebe, no bebe!, no los saques!. Diego tomaba los monstruos y los ponía a “caminar”

Le dije: Diego el juego es para enterrar los muñecos, toma este carrito entiérralo allí.

Diego empezó a enterrar su carrito, pero al minuto ya estaba sacándolo nuevamente… y a los monstruos también!!!

Diego no los saques!!! -Decían las voces infantiles, yo miraba extasiada, dejándole interactuar, nada de rabietas, nada de peleas, simplemente Diego quería jugar a “tu lo entierras yo lo saco” jejejeje.

He aprendido que los niños pocas veces necesitan intervención de los adultos para resolver sus problemas, y cuando debo intervenir es para orientarlos mostrándole las otras opciones que no están viendo, ayer empecé a narrar el juego para darles “opciones”…

…aquí llegan los piratas entierran los tesoros y entierran a los bucaneros (monstruos)… ahhh pero no saben que los monstruos tienen un aliado escondido en la isla, apenas se van los piratas llega el aliado y saca a los montruos…

Dios están libres otra vez, solo los super heroes podrán ayudarnos, veo 3 super heroes uno es muy fuerte y tira la pelota muy duro (Gianfranco llevaba una pelota), otro tiene la velocidad del rayo y corre muy fuerte tiene una camisa roja, y otro es el mayor y tiene una super vision para vigilar a todos… jejeje

Los niños se comen esos cuentos: Gianfranco tiraba la pelota y decía mira yo soy fuerte, muy fuerte!, el otro corría mira, mira señora!, señora mire como corro! y Diego aprovechaba para sacar todos los monstruos jejejej.

El superhéroe muy fuerte, vino a pedir que todos subieran a la rueda porque el los mecería durísima con su superfuerza, allá se montaron todos, Diego se reía a carcajadas cuando giraban con fuerza.

Los niños que eran hermanitos le pidieron a su papa que les meciera con mucha fuerza, el papa comenzó a hacerlos girar pero tenia cuidado de no excederse porque Diego no podría sostenerse. Al rato el papa se canso pero los niños querían seguir, así que el papa les ofreció cambiar el juego:

Voy a detener la rueda para que puedan bajar y contare hasta 3, ustedes deben atraparme.

Juego de varones, a mi estresan esos juegos porque siempre terminan en un golpe, y aquello de en pelea de burros pierde el pollino, es una ley.

Pero tengo un hijo varon, asi que tengo que lidiar con estos juegos, alli empezaron a corretearse por toda la arena, cuando el papá quiso salir de la arena le dije, mejor dentro de la rena porque si se caen no se aporrean tanto.

Bueno terminar de decir esto y el mas grande de los niños se tropezo, me cogio de la camiseta y casi me tumba, igual fue a parar a la arena con tan mala suerte que se pego en el cuello con el tobogán, fue un golpe fuerte, el papa vino a auxiliarle y los otros niños se quedaron parados en sus posiciones un poco impresionados por el golpe.

Pero Diego no percibe estos detalles, y cuando se fija en que alguien se cae, su reaccion es reirse, para el es gracioso, no hace empatia con la persona porque se pudo haber lastimado (hacer empatia es todo un tema para las personas con Autismo), si yo me lastimo y simulo llorar, el viene a darme un beso para que me calle ya! No porque se ponga triste por mi dolor jejejej.

Asi que Diego siguió su carrera, alcanzo al papa y empezo a palmear su pierna y a mirarle y a decirle con sus tatatta, uhmmm, tatatta, mirandole y golpeando su pierna, exigir fuera reconocido como el Ganador!!!

Diego ganoooo!!!
Diego es el ganador!!!

Yo si lo declare el ganador y todos nos reimos con ganas porque el mas pequeñito, que ni siquiera tiene el suficiente equilibrio para correr sobre la arena, fue el ganador. Tal cual el cuento de la tortuga y la Liebre, cuando se entretuvieron las liebres, la tortuguita que nuca se detuvo los pasó.

Luego de verificar que el golpe no fue importante, el papa decidió cambiar el juego a escondidas; cuando los niños se distrajeron, este papa fue y se escondió detrás de un banco del parque, donde esta sentada la mama de los niños hermanos, el papa se quedo en silencio escondido y la señora le grito a los niños: busquen a papaaaa, donde esta papaaa?.

Diego nunca dejo de ver a este papa y ya sabia donde estaba, así que fue derechito hasta el sitio donde estaba agachado, lo toco y luego se agacho junto a el, los adultos no podíamos dejar de reírnos, los otros niños se dispersaron buscando por todas partes, y veiamos como diego se acercaba derechito al escondite secreto, jajajjaja.

Diego ganoooo!!!

Diego gano ooootra vez!!!

Diego es un campeooooon!! - Gritaba todo su club de fans (léase -yo misma - inclusive)

Diego comprende el lenguaje, y el lenguaje de otros, dicho con diferentes palabras y rapidamente, las instrucciones fueron impartidas por el papa y dirigida a los niños mas grandes, aun asi Diego las comprendio …. y siguió las reglas básicas del juego, yo nunca le explique lo que debia hacer.

Y su imagen reclamando haber tocado primero al papá, me tuvo con una sonrisa de oreja a oreja.

En el juego de escondidas, Diego se oriento por la imitación, vio al señor esconderse y fue a buscarlo, pero no sabe que luego de encontrarlo gana, el pensó que debía esconderse también!!!

Llegue a la casa Feliz!!!

Cuando llego Arnaldo le dije Diego es un Bi-Campeon!!!! Y le conté todo orgullosisima.

Son pequeños pasitos, que vislumbran que poco a poco Diego puede ir mejorando esa interacción y esa comprensión, vamos en ruta nene! con altibajos pero en la via!

3 comentarios:

solbellis dijo...

Eso Diego, así se hace campeón!!!
Besos

Isabel dijo...

TIENES UNA SORPRESA, PASATE A RECOGERLA.

Yoly dijo...

Que pasa??? yo tambien soy fan de Diego asi que DIEGO ES UN CAAAAAAAAAMPEON.

Que lindo es leer sobre lo bien que se la pasa Diego, que momentos felices.

Besos

Entradas populares

Se ha producido un error en este gadget.