Sobre este blog

Diego es un bebe que, como muchos, tiene un Trastorno Generalizado del Desarrollo No Especificado. La tasa de nacimientos con este tipo de diagnóstico se dice ha crecido exponencialmente en los ultimos años, sobre todo en el estado Bolivar, Venezuela.

En este blog compartimos sus avances, sus logros, cómo ha influido en la vida de nosotros sus padres, familiares y amigos.

Esperamos llegar al corazón de cada uno de nuestros visitantes para crear conciencia sobre la necesidad de respetar los derechos de los que son diferentes y en colaborar para hacer mas corto el camino hacia su integración a una sociedad que brinde oportunidades a todos.

jueves, 28 de enero de 2010

Me volvio a sorprender el apagón.


Hace un par de semanas les había contado que el corte de energía eléctrica por racionamiento, nos toca a la mejor hora posible de 6:00 AM a 9:00 AM, porque la única afectada a esa hora era yo, el único cambio a realizar es que yo tendría que cocinar mas rápido por la mañana el desayuno y el almuerzo, y dejar la merienda para hacerla al mediodía, me sentía casi afortunada porque no habría interrupciones de la terapia en casa.

La semana pasada sin previo aviso, nos cambiaron la hora del corte eléctrico, estando Diego con su tutora en plena terapia ¡ZAS! se les fue la luz, como decimos por acá cuando se corta la energía eléctrica, en el cuaderno de registro la tutora escribió ese día:

Conducta: Muy Buena
Observación: ¡Diego se puso muy Feliz cuando se fue la Luz!

Jijijij este muchacho ya entiende que al no tener eléctricidad no hay terapia y …¡lo celebra!.

La tutora preocupada al pasar 20 minutos sin que se restaurara el servicio, nos notifico de la situación via telefónica, nos indico que bajo a Diego a la cocina para tomar la merienda y luego pasarían el rato frente a la casa con el triciclo esperando a que retornara la energía.

Yo en el trabajo preguntándome si se trataba de un corte programado, lo significaría 3 horas de corte eléctrico y suspensión total de la terapia, o bien si se trataba de una falla del sistema eléctrico, para lo cual no hay quien garantice si será corto o largo el periodo de suspensión.

Ya pasada una hora me resigne a que no habría terapia y trate de dejar de pensar en el calor que estarían pasando, me animaba pensar que a Diego no le afectaría mas que en mejillas encendidas, sudor y olor a mono remojado… con la tutora me daba un poco de pena, pero nada podía hacer.

Asi pasaron la tarde, llenaron el tiempo en la merienda, trabajando autonomía, ir al baño, trabajando autonomía e higiene, la tutora descubrió que Diego cuando se sienta en “el trono” ahora pide juguetes y revistas para entretenerse y pasa unos 15 minutos en los que no se deja apurar, o te corre diciéndote chao con su manito o te señala un banquito para que te sientes cómoda a esperar. El resto lo meto en la etiqueta motricidad gruesa jijiji Diego en su triciclo.

Obvio que yo sentía frustración de ver que se “perdían” esas horas de terapia, no por el dinero sino por el aprendizaje de Diego, e impotencia de no poder salir del trabajo para hacer algo, ¿pero que podía hacer?, solo salir un poco antes.

Cuando llegue a casa la tutora me explico que Diego había disfrutado de su tarde diferente, y con preocupación me dijo que ajustaría el horario de terapias tomando en cuenta este nuevo horario de racionamiento eléctrico cada 72 horas, que luego nos lo presentaría para ver que tanto nos afectaba.

Al sacar estas cuentas, nos encontramos que el nuevo horario de “sacrificio” por “el planeta”, por “el país” y por “crear consciencia de ahorro”, significaba también, una semana menos de terapia cada mes para mi hijo, y les aseguro que estas medidas las tendremos que sufrir por muchos meses.
Cómo evitar pensar que ni que puedas pagar una terapia privada y ni que encuentres el personal capacitado, tendrás la garantía de poder darle la terapia al muchacho. Hasta pensé que peligraba el mantener a la terapista, como la tenemos hasta ahora, ya saben menos horas… uhmmm, se pone la cosa menos rentable, eso es una realidad.

Tuvimos una tormenta de ideas para dejar sobre la mesa las posibles adaptaciones ante la crisis “de falta de lluvia”, como ahora se debe llamar al racionamiento eléctrico y ser mas “considerados”: Cambiar esos días a la mañana, buscar otro sitio para la terapia, entre las ideas mas “cuerdas”, por supuesto con sus Pro y sus Contras, lo dejamos sin definir en ese momento, debíamos analizar mejor todas las posibilidades.

Me sentí tan mal, una mezcla de rabia e indefensión ante tanto abuso disfrazado de “medidas de emergencia nacional”, medidas que debe asumir el pueblo como soldados sin chistar, medidas de una emergencia que nos quieren hacer creer causamos nosotros, cuando es de su total responsabilidad proyectar el crecimiento para las adecuaciones y prevenir las crisis. Os aseguro que se puede crear consciencia sin dejarnos a oscuras.

Hoy era uno de esos días de suspensión temporal de terapia por racionamiento eléctrico, estaba preparando las comidas de Diego: Desayuno, Almuerzo, Merienda, debía llevarse todo pues pasaría el día completo en la guardería… ¡cuando fui sorprendida nuevamente por el racionamiento de electricidad!

¡Nuevo cambio de horario!

¡Justo a las 6:05 AM se fue la luz!

La fruta en la licuadora para el jugo, el pastelito en el sartén, el tetero en planes… y todos los aparatos eléctricos.

Ahhh pero no debo quejarme porque gracias a Dios y a este nuevo cambio de horario: ¡Diego podrá tener terapias sin suspensiones por las tardes!

¿Qué no sabia nada? Es que no se apreciar las… ¡SORPRESA!

¿Ven como se debe pensar siempre en positivo?
¡SU MAQUINA!

4 comentarios:

Marina dijo...

Sí que a veces hay que hacer un enorme esfuerzo por ver el lado positivo, no?
me alegro que al final no afecte las terapias de Diego!!!

Betzabe dijo...

Y hay que hacer ese esfuerzo por ver lo positivo… de lo contrario vives en una eterna queja que poco ayuda ¿No? Por que nada de lo que diga o haga el ciudadano tiene impacto en las alturas que presiden las decisiones.

Hoy terapia en casa!

Alli Diego se siente mucho mas cómodo.

Mami dijo...

No termino de entender cómo un país como el tuyo deba hacer racionamiento de energía...creo que eso afecta mucho más la economía...

Pero bueno, creo que Diego no se alegrará con la hora de racionamiento :)

Cristina dijo...

Vaya con los apagones!! Y fastidiando a un pais entero pretenden concienciar con el racionamiento de energía? Si es las ideas absurdas de los políticos están en todas partes,ja,ja,ja,...
Bueno,lo positivo és que Diego tendrá su terapia y ya está,eso és lo importante.Me alegro,guapa! Un abrazo.

Entradas populares

Se ha producido un error en este gadget.