Sobre este blog

Diego es un bebe que, como muchos, tiene un Trastorno Generalizado del Desarrollo No Especificado. La tasa de nacimientos con este tipo de diagnóstico se dice ha crecido exponencialmente en los ultimos años, sobre todo en el estado Bolivar, Venezuela.

En este blog compartimos sus avances, sus logros, cómo ha influido en la vida de nosotros sus padres, familiares y amigos.

Esperamos llegar al corazón de cada uno de nuestros visitantes para crear conciencia sobre la necesidad de respetar los derechos de los que son diferentes y en colaborar para hacer mas corto el camino hacia su integración a una sociedad que brinde oportunidades a todos.

lunes, 17 de enero de 2011

De Policias y Ladrones

Nueva semana, un año nuevecito deslizándose frente a nosotros, muchas cosas por hacer y un poco desganada, como que no me recupero de las vacaciones, o no consigo tomar el impulso necesario para montarme en el tren del nuevo año.


Siento que se me pasa el tiempo en un abrir y cerrar de ojos o quizas no me estoy organizando bien, del material que quiero hacer para que Diego comience su trabajo en casa para aprender a reconocer su nombre y también para trabajar el aprender a contar, solo tengo el velcro y eso porque lo compro su papá.

Llego a casa tan cansada del computador que no me provoca sentarme mas horas frente a el, pero como en este camino no es lo que a uno le guste sino lo que se necesite hacer espero recuperar la musa muy pronto y ponerme manos a la obra

Hoy me costo muchísimo levantar a Diego para ir al colegio, que guindado estaba, verlo dormido es un entretenimiento para mi, contemplarle tan relajado es una delicia, supongo que solo nos pasa a los padres, porque de soltera veía a un niño dormir, y me alejaba de inmediato tratando de que el bicho no se despertara, ahora que mi tesoro duerme conmigo, me levanto y le siento a mi lado, con ese calorcito mas rico, con ese olor a piojillo recién levantado tan hipnotizante, que aliento mas delicioso, no hay duda de que soy una mama babosa. Le acaricio, le beso, le abrazo, comienzo a hablarle, a cantarle, le prendo la TV en su programa favorito, le doy mil besos otra vez, y Diego sonríe, busca seguir durmiendo, contesta con gruñidos o con si y no, pero hace todo lo posible por seguir durmiendo; hoy le ofrecí un tetero de leche achocolatada y con eso logre que se sentara en la cama.

Baje a prepararle el tetero, en realidad es un vaso con boquilla porque Diego jamás acepto un tetero, siempre tomo leche directo al pecho, en la cocina mi esposito estaba en plena faena de preparar la comida para la lonchera de Diego, se ve tan bello en pijama y con cucharón en mano que todo lo que cocina lo encuentro delicioso; cuando regrese con mi taza de café y el vaso de chocolate, Diego bailoteo y tomando la bebida fue llenándose de energía, como si fuera una especie de magia del chocolate. Asearse y vestirse fue otra, algunos conatos de llanto y negación a ir al colegio, pero es cosa de saberlo entretener, yo le sigo la corriente mientras el imita a sus héroes de la TV: El Agente Oso, Manny y las herramientas, Pocoyo, lo que toque en ese horario.

Luego nos despedimos, su papi lo lleva al colegio, con su mochila preparada y su lonchera, a conquistar el mundo, como solemos decir, le pido que salude a su maestra y que se porte bien, a todo dice que si, me da un beso, y se despide con su manito, los Lunes lo vuelvo a ver ya en la noche, después de que ha terminado su día de colegio y terapia psicopedagógica.

Ya se lo que me va a pedir esta noche cuando me vea: Jugar a las barreras del centro comercial o a Policía y Ladrón, el juego se dio solo, cuando Diego se negó a pagar para que yo levantara la barrera imaginaria y el pasara con su “carro”, le dije que si no pagaba llamaba a la policía, y el capto y se dio a la fuga, ahora yo paso de ser el chico que cobra el ticket a la salida del centro comercial a ponerme una gorra y simular que soy un policía, activo la sirena de la patrulla y le persigo, le pongo las esposas y lo llevo a la cárcel (el mueble que uso para el tiempo fuera cuando le castigo), simulo echarle llaves a la celda y Diego se parte de la risa, apenas me volteo simula que abre la puerta y se escapa y comenzamos otra vez.

Un nuevo juego de roles sacado de su interés por las barreras de acceso, como dicen si del cielo te caen limones ¡aprende a ser limonada!

6 comentarios:

100% Mamá dijo...

Hola Betza, te deje un premio en mi blog, pasa a buscarlo, nos vemos, cariños a Diego....

Betzabe dijo...

Gracias Pamela muy lindo premio, ya he hecho la tarea!

VIVI dijo...

SIEMPRE SIENTO QUE TU VIDA ES UN POEMA.... LOS QUIERP

Susana dijo...

Llego a tu blog de casualidad y no me resisto a dejarte un comentario.

Veo que quieres empezar a trabajar con tu niño y me atrevo a recomendarte una web que tal vez conozcas ya, pero ante la duda te la dejo aquí. En ella podrás encontrar un montón de actividades, pero sobre todo encontrarás todos los pictogramas y fotografías que puedas imaginar para trabajar con Diego. Aquí te la dejo, por si te interesa:
http://www.catedu.es/arasaac/

Un saludo.

Betzabe dijo...

Vivi supongo que debo darte las gracias? mira que tambien hay poemas tragicos jajaja

Betzabe dijo...

Gracias Susana si conozco el sitio hasta tengo un enlace en el blog recomendandolo, he bajado varios picto gramas, arranco muy convencida y luego no termino nada y no imprimo el material, en fin que necesito ponerme seria con eso.

Entradas populares

Se ha producido un error en este gadget.