Sobre este blog

Diego es un bebe que, como muchos, tiene un Trastorno Generalizado del Desarrollo No Especificado. La tasa de nacimientos con este tipo de diagnóstico se dice ha crecido exponencialmente en los ultimos años, sobre todo en el estado Bolivar, Venezuela.

En este blog compartimos sus avances, sus logros, cómo ha influido en la vida de nosotros sus padres, familiares y amigos.

Esperamos llegar al corazón de cada uno de nuestros visitantes para crear conciencia sobre la necesidad de respetar los derechos de los que son diferentes y en colaborar para hacer mas corto el camino hacia su integración a una sociedad que brinde oportunidades a todos.

miércoles, 2 de marzo de 2011

Aprendiendo a Jugar

Jugando a Mama y Diego van al parque
Seguimos dando pequeños pasos en el juego de Diego, cada vez hacemos juegos mas complicados, con muchas mas partes, los juegos de rol le fascinan. Por lo general comenzamos el juego de roles haciendo que Diego tome en el juego un rol que se le haga sencillo, en primer lugar Diego juega a que él es Diego, me explico:

El juego base es de imaginar que hacemos situaciones cotidianas, que vamos a un centro comercial, que salimos a pasear al parque. Aquí Diego solo actúa su papel, el es Diego y yo soy mamá o bien el es Diego y yo soy el chico que entrega los tickets de acceso, Diego hace lo que se espera: Entrar, recoger el ticket, hacer sus actividades preferidas como comprar dulces o subir a juegos mecánicos imaginarios, y luego le introduzco el cambio del rol.

Con los bloques de construcción representamos un parque, un zoologico y nuestra casa
Cuando jugamos a que paseamos en el centro comercial, en ocasiones yo hago del chico que recibe los tickets de entrada y en otro turno Diego es el chico de la entrada. También actuamos sobre el corte de cabello, yo hago de peluquera y Diego... pues es Diego, yo actuó lo mejor posible todo el proceso del corte de cabello, siempre añadiendo situaciones que a Diego le hacen reír mucho, como que se agarre duro a la moto (asiento de la peluquería infantil) porque si arranca muy rápido se puede caer. Luego él es el peluquero y yo la cliente.

Otro juego, es el popular juego del Doctor y el paciente, cuando Diego saca su perolera del juego del Doctor, en primer lugar él es el Doctor y yo soy su paciente y nos turnamos los roles, otras veces Diego saca a su bebe querido e igual nos turnamos para curar al paciente. Sin embargo hay ocasiones en las que Diego termina prefiriendo que yo sea el Doctor porque voy añadiéndole cosas al juego que a él le mantinen interesado y le desternillan de risa, por ejemplo:

A Diego le toca traer al bebe a la consulta del Doctor, yo hago el rol del Doctor, Diego viene con su bebe cargado y con señas me explica que el bebe tiene tos y le duele la garganta, simula toser y se toca la garganta luego señala al bebé.

Yo en mi papel, le saludo, le invito a sentarse, le pido que me explique que le pasa al bebe, le ponemos en la cama y yo comienzo a revisarlo, ya saben lo típico, abre la boca, déjame revisar tus oídos, me acerco al bebe y de pronto pongo cara de asco y digo en tono gracioso:

- ¡Huele Fos! ¿Quien fue? ¿Fue usted señor?- señalando a Diego, que pone cara de ponchado y se apresura a decir:

- Nooo - y luego yo le exclamo:
-El bebe se hizo pupú guacala!!!
¡¡¡Como se ríe Diego!!!

Y luego le doy un empujoncito para que sepa como continuar el juego…

-Señor, espero que haya traído mas pañales y bastante toallitas para lavarle el culete a este bebe, ¡Qué horror! ¡¡¡¡Cómo huele!!!

Diego sale disparado a sacarle el pantalón al bebe, y simular que lo lava y le pone un pañal limpio, a veces necesita ayudar para sacarle el pantalón al muñeco o para colocar correctamente el pañal, pero vamos añadiendo mas elementos al juego base que es la visita al Doctor.

Esto tiene el daño colateral que luego Diego se divierte tanto, que me persigue por toda la casa y quiere jugar solo conmigo, y aunque su papa se ofrece, que va, a Diego le gusta que el juego tenga imprevistos, situaciones graciosas, hasta absurdas !!!

Me he dejado llevar por esto de cambiar un poco lo típico del rol y en algunos casos, como el juego de Policías y Ladrones, he tenido que dar marcha atrás, se volvió tan divertido que el ladrón burlara al Policía que Diego dejo de querer ser el Policía y quiere ser el pillo que se burla de la autoridad, ¡Cielos! Ahora tengo que hacer al Policía mas divertido para que no se identifique con el malo sino con el bueno.

Cosas de estar aprendiendo a ser padre y a dar buenos ejemplos.

Este fin de semana estrenamos un nuevo juego de roles: La escuelita… tuve que huir de Diego, de lo mucho que le gusto y lo quería repetir y repetir y además le tomó rapidito el gusto a… que vergüenza me da decirlo… a ser el mala conducta del salón!

¡Soy un peligro para enseñar malas mañas!, si me dejan con sus hijos los volveré maleantes en un par de juegos!!!

Es que comienzo tratando de hacer reír a Diego y siempre escojo sin pensarlo, un acto que luego no querría que Diego haga en la vida real, les cuento.

Diego tiene un autobús escolar de juguete con el que suele jugar a que recoge a unos niños y los traslada de un lugar a otro, pasa por túneles, semáforos, los sube y los baja. Por simple casualidad Diego estaba jugando con sus muñequitos y el autobús y yo vi tirado en el piso una pequeña muñequita, que Diego recogió en una piñata, pensé de inmediato que esa muñequita podía ser la maestra y que podía enriquecer el juego de Diego.

Tome la muñequita y cambiando el tono de voz comencé el juego sorprendiendo gratamente a Diego:

Niños presten atención!!!, Hagan un trencito para entrar al salón… sin empujar muchachito dije –señalando a uno de los muñequitos de Diego.

Adentro, muy bien, siéntense todos, silencio, sentaditos…

Vamos a colorear un árbol y una letra… AAAA, la letra… Y Diego aquí completaba AAAA muy sonriente y entusiasmado, haciendo el rol de los niños.

Todos tomen un lápiz y una hoja, Fulanitoooo no le quites la hoja al niñooo, zutanita escribe en tu cuaderno, tu cuaderno no el del otro niño.

A medida que añadía situaciones Diego iba ampliando la sonrisa riéndose porque iba reconociendo que todas esas situaciones las ha vivido, porque yo las leí en su agenda escolar o bien lo comento en algún momento su terapista. También uso los nombres verdaderos de sus compañeritos de clase, aunque en este post están cambiados por respeto a sus identidades.

-Niña Ines… No le quite el lápiz a su amiguito!!!

-¿Terminaron sus tareas?- pregunta la maestra

-Shiii- Dice Diego contento

-A guardar a guardar, cada cosa en su lugar...

Diego simula ordenar.

-Ahora vamos a cantar una canción, ¿Qué canción quieren?

-Aananna- se apresura Diego a decir

-¿La manzana?- pregunto

-Shiii- confirma

-La manzana se pasea de la mesa al comedor…

-¡Listo! ahora a ordenar las sillas y a hacer un trencito, ya vino el autobús a buscarlos…

Aquí Diego ordena sus muñequitos y en fila india los lleva al autobús los sube, maneja el autobús da una vuelta y esta de regreso a la escuelita, ¡Otra vez quiere repetir el juego!

Cuando ya van unas 3, 4, 5 repeticiones, yo estoy aburrida y mientras los niños están haciendo la tarea, a mí se me ocurre decir en nombre de uno de los niños:

-Maestra, Maestra Quiero hacer pipi!!!

Risas de Diego

Vamos zutanito al baño- dice la maestra

¡Cielos el baño esta ocupado!- exclama la maestra - y Diego se sorprende pero al mismo tiempo reconoce que la situación le ha pasado a él mismo y como disfruta del juego.

¡Tienes que esperar Zutanito! ¡Cuidado te haces pipi en la ropa!

A partir de aquí Diego a cada rato “interrumpía” a la maestra para decirle que quería ir al baño, yo me harte y con voz de protesta comencé a “hablar” por la maestra:

-¿Y el Autobús? , Que venga el autobús y se lleve a estos muchachos para su casa!!!!

-Mira muchacho ve a hacer pipi en tu casa!!!

Nada, puros malos ejemplos que a Diego le parten de la risa!!! En el momento no me fijo que estoy modelando conductas que no son apropiadas. Así que para la próxima ocasión en la que juguemos de escuelita tendré que ingeniármelas para que mi imaginación bizarra no me lleve a situaciones que luego enseñan a Diego ser un travieso.

Es fácil notar que Diego aun se pega muy justito al rol, tal y como lo haya jugado, acepta cambios que añadan situaciones divertidas pero en muchos aspectos del juego es inflexible, pero cada vez acepta mejor los cambios y la improvisación. Tambien puedo notar que Diego analiza la situación y saca conclusiones logicas para su conveniencia, por ejemplo aprendiendo el juego de “Escondidas” con su papa y su terapista:

La terapista le ayudaba a esconderse y apenas Arnaldo preguntaba ¿Donde esta Diego? Diego salía y se descubría.

Luego quería esconderse siempre en el mismo lugar, hubo que explicarle que debía cambiar de escondite, porque el objetivo del juego es no ser descubierto.
Cuando le toco a Diego buscar y a Arnaldo esconderse… el muy pillo del Diego quería ordenarle a Arnaldo en donde se tenia que esconderse para poder encontrarlo, también hubo que explicarle que el juego no es así, que él tiene que buscar hasta encontrar al escondido. Claro me cuenta Arnaldo que el se escondía en sitios bastante obvios para que Diego lo encontrara.

Disculpen lo largo que se hizo el post, pero es que hemos estado jugando de muchísimas cosas y tenia tantas ganas de compartirlo, es que a través del juego me doy cuenta de muchas cosas que Diego entiende, analiza, imita, se comunica, en fin, al igual que ustedes leerán y se fijaran en las cosas que aun nos queda por aprender y en aquellas en las que vamos bien encaminados.

11 comentarios:

taki dijo...

Nooo largo no, a mi no se me hacen largos tus posts! Al contrario, son tan deliciosos de leer que cuando se acaban me quedo con ganas de más!


Yo quiero jugar con Diego jeje

Bere dijo...

Qué lindo! lo largo fue lo de menos, hasta me dieron ganas de ir a jugar ya! Aunque Gabriel todavía no juega mucho de esa forma, creo que tendré que introducir yo los juegos, jeje

Ana Belén dijo...

Betza, se que Diego tiene un problema en su desarrollo, pero chica!! cualquiera lo diría!!! cuando cuentas sus pequeñas historias del día a día, es que veo tantísimos avances, que me parece alucinante que lo que no tenga sea únicamente una disfasia y sin embargo lo hayan diagnosticado como un tgd. Y no es que lo uno sea mejor o peor que lo otro, pero la verdad, que lo que cuentas, no se, me hace que pensar... la verdad.

Marina dijo...

Betza!!!! No sabés lo bien que me viene!!! Es q nosotros no podemos salir de las filitas, y el estacionamiento con bloques y autos alineados, estaba pensando en hacer una entrada al respecto, xq x más que insistamos, ellos no quieren. En fin, cuestión de tiempo, pero esta entrada nos ayuda mucho!!!

Anónimo dijo...

hola Betza, la verdad es que no se hizo largo, para mi tambien fue muy util este post porque mi nena segun dicen los especialista juega de manera esteriotipada y ellos dicen que tiene que aprender a jugar a lo que se llama juego simbolico. Pero yo no se como ayudarla no me doy mucha idea pero gracias a vos que contastes como jugas con Diego se me ocurrieron algunas ideas. Besos Cecilia y Antonella, de Bs As

Betzabe dijo...

Taki gracias siempre me animas a escribir, aunque a veces me ponga tan extrensa; jugar con Diego es muy divertido aunque muchas veces solo se puede hacer lo que el diga O.O

Betzabe dijo...

Gabriel esta pequeño Bere para jugar asi, pero puedes iniciar juegos sencillos como darle de comer al bebe, tomar el te, el Doctor con pocos paso, ellos van grabando, las primeras veces es posible que solo te miren jugar y auqnue no participen con un rol, si participan como expectador, y puedes pedirle que te pase juguetes o que sea el el paciente etc. Poco a poco ira tomando su papel!!!

Betzabe dijo...

Ana Belén muchas veces me han dicho eso, que Diego no parece TGD, y el psicologo ha tenido que explicarnos muy bien porque Diego entra en TGD, y eso se debe a que tien dos areas del desarrollo afectadas: Lenguaje y motricidad y esa es la definicion de libro del TGD si el niño tiene al menos dos areas del desarrollo afectadas, ya entra en TGD.

Betzabe dijo...

Marina y Cecilia, no es fácil ganarse el interés del niño por una actividad imaginaria, tan intangible, y si es desconocida creo que aun es mas difícil, por ello empiezan mostrándole fotos de los juguetes, mostrándole que se hace con ellos, asi como lo indica el excelente libro de Anabel, pero la verdad es que yo no siempre tengo el tiempo y los recursos para dar esa estructura tan necesaria al juego.

Por eso se me ocurrió pues actuar las actividades que Diego ha realizado en el dia y que le agradan y la verdad es que de cualquier cosa se saca un juego.
El otro dia Diego no queria ir al baño, llevaba tiempo sin orinar y se negaba a ir, según el, decía que no tenias ganas y yo insistiendo, le lleve al baño de la planta baja de mi casa pero apenas entramos al baño, aunque Diego iba protestando, yo comence a jugar, actuaba de forma exagerada la rutina que hacemos cuando vamos a baños públicos:
Diego no toquetes nada, cuidado!! Todo esta sucio!!!!
Paradito aquí, paradito (alejado de la suciedad), las manos en los bolsillos, nada de tocar la poseta… eso esta sucioooo!!!!
Yo le tomaba las manitos sorpresivamente y le hacia tocar las baldosas del baño y luego le decía que paso??? No le dije que no tocara!!!
Diego comprendia la broma y trataba de mantener sus manitos pegaditas al cuerpo, luego yo le hacia cosquillas y cuando se relajaba Zas le cogia la mano
Otras veces el intenta tocar y yo le atajo la mano en el aire y de paso le hago cosquillas
Termine teniendo que aguantar a Diego de la risa que le dio y ahora es nuestro juego secreto que hacemos de vez en cuando al ir al baño.
Asi comenzamos a “trabajar” los juegos de roles, actuando nuestra cotidianidad y en los papeles de Mama y Diego.
Me alegra mucho que les haya gustado y apuesto a que pronto tendran resultados con sus niños.
Copio el enlace al libro de juego de Anabel que siempre ayuda:

http://elsonidodelahierbaelcrecer.blogspot.com/2010/05/el-libro-del-juego-la-goleada-al.html

Nosotros aun no comenzamos con los juegos de reglas o juegos de mesa.

ppinto06 dijo...

hola soy una maestra de educacion especial que estoy haciendo un master en autismo. mi tesis va a ser un estudio del juego en l@s niñ@s con autismo asi que me ha encantado leer su artículo. gracias porque a traves de las experiencias de los padres los maestros aprendemos mucho. megustaria que padres y madres me ayudarais con un contestando un cuestionario sobre el juego. gracias a tod@s.

Betzabe dijo...

ppinto06 educadora, del area de educacion, haciendo master de autismo y ademas inetersada en conocer la opinión y experiencia de los padres te hace mi profesional ideal!!!

Entradas populares

Se ha producido un error en este gadget.