Sobre este blog

Diego es un bebe que, como muchos, tiene un Trastorno Generalizado del Desarrollo No Especificado. La tasa de nacimientos con este tipo de diagnóstico se dice ha crecido exponencialmente en los ultimos años, sobre todo en el estado Bolivar, Venezuela.

En este blog compartimos sus avances, sus logros, cómo ha influido en la vida de nosotros sus padres, familiares y amigos.

Esperamos llegar al corazón de cada uno de nuestros visitantes para crear conciencia sobre la necesidad de respetar los derechos de los que son diferentes y en colaborar para hacer mas corto el camino hacia su integración a una sociedad que brinde oportunidades a todos.

jueves, 24 de noviembre de 2011

Algunos artículos para la princesa


De las cosas que ya hemos comprado para la bebé, -si, a estas alturas sigo llamándola bebé, nena, princesa, mona… porque aun no nos decidimos por un nombre, creo que tendremos que hacer un concurso por esta vía o unas primarias tan de moda últimamente- destacan dos que me tienen muy contenta y a la expectativa.
Mini-Cuna Colecho

El primero es una mini cunita para colecho seguro durante las primeras semanas, mi hermana al verla dijo: ¡Igualita a una camita de perrito!, y de hecho se parece mucho, pero es más que un colchoncito mullido, está diseñada para brindar seguridad al bebe y que pueda compartir la misma cama de mama y papa aprovechando todos los beneficios de estar juntitos.
La cunita se sitúa en el medio de la cama y tiene una solapa de seguridad para fijar debajo del colchón de la cama familiar y evitar que se ruede hacia abajo o a los lados, sus bordes son de plástico rígido para evitar que se tropiece al bebe y corra peligro.
Cuando Diego iba a nacer compramos una cuna con cama auxiliar y gavetero, que luego se transformaba en una cama convencional, eso pensando en que sería su cama por muchos años; y para los primeros 3 meses compramos un corral convencional, mi idea –adoptada obviamente de la sabiduría popular del concejo ajeno porque yo misma solo puedo recordar el dormir cálida y protegidamente primero con  mi abuela y luego con una tia, hasta por lo menos los 8 años. Incluso cuando mi abuela estaba ocupada y no podía irse a dormir temprano, yo me acurrucaba con mi abuelo y cuando mi abuela se acostaba me pasaban a la cama con ella, es que tenía un detector para saber que estaba sola en la cama y por eso toda esa logística domestica.
Esa noche en la que nació Diego armamos el famoso corral y cuando yo quise descansar allí le acostamos, recuerdo que Diego durmió 3 horas corridas, el periodo más largo que llego a dormir en ese corral, de allí en adelante no paso más de 1 hora dormido. Sin embargo según la planificación, el corral se cerró a los 4 meses y Diego paso a su propio cuarto y cuna, en su enorme cuna también duro solo  4 meses, el cansancio de irlo a buscar y luego llevarlo, además del susto que pase porque cierta noche se enrollo la cabeza en una manta, hizo que abriéramos el corral y lo trajéramos al cuarto nuevamente, ahora ya no cabía en la parte alta del corral diseñado para recién nacidos y debimos sacar ese accesorio y ponerle a dormir en el fondo ya como bebé más activo. Solo puedo recordar cientos de noches de estar jorobada al inclinarme a calmar a Diego que se quejaba y se despertaba cada 2x3 en el bendito corral, y si no era yo pues era Arnaldo.
Buscando mayor descanso decidí pasarlo a mi cama, pues Diego tomaba pecho y se dormía, pero el problema lo teníamos al momento de pasarlo a dormir solo, parecía que detectaba de inmediato que no estaba con mama o papa y se ponía a llorar; así en la cama con nosotros fue como  comenzamos los 3 a dormir un poco más, no toda la noche pero si mas espaciadas las paradas. Si yo hubiese sido de esas mujeres que pueden dormir teniendo el pecho en la boca del bebe, pues abríamos dormido tooooda la noche. A parte tenia el sueño super liviano y constantemente me levantaba a ver que el niño estuviera bien, que respirara, que la ropa o manta no le taparan la cara, que Arnaldo no se pegara demasiado.  Considerando esa experiencia compramos la minicuna de colecho y esperamos nos funcione mientras compramos el corral de colecho que se adosa a la cama y nos brinda mayor comodidad. Por estas latitudes ni lo conocen, y es algo que debemos comprar fuera del país  y sufrir todos los embates del control cambiario y el traslado a Venezuela.


Portabebe Anatómico
El segundo artículo se trata de un portabebés anatómico, la experiencia con Diego, que solo quería ir en brazos me hizo envidiar con fuerza a las indígenas que veía en las esquinas de  mi ciudad con sus fulares, llegue hasta a plantearme ofrecerme a comprárselos, pero –me da vergüenza decirlo- su condición de indigencia me hacía pensar que estarían contaminados y que quizás los arruinara hirviéndolos o poniéndoles cloro. Es que en ninguna tienda de mi ciudad los encontraba, no sabía del mundo de fulares que podía encontrar en internet, solo veía portabebés corrientes y Diego gritaba como poseído cada vez que lo metía en uno, así que me resigne  a perder un brazo porque todo lo hacía con Diego a cuestas, aunque para ser justos no creo que perdiera un brazo sino que gane dos manos más porque no se imaginan todo lo que hacía con mis pies, aclaro que la comida no.
Así que esta vez probare este portabebe anatómico, a ver que tal nos va, siento la tela un poco rígida y me preocupa un poco que tanto se ajuste a nuestra anatomía, pero definitivamente es mucho más cómodo que un portabebe corriente, si alguien lo ha usado los datos que pueda darme son bienvenidos.



Por ultimo dejo estas fotos de las chicas de la casa.
Así estoy yo

y así esta la princesa con 30 semanas!

5 comentarios:

Mariela mamá de Genaro dijo...

Voto por "Regina", a Genaro lo llamé así hasta que supimos que era varón. O "Isabella". Besos!!

Betzabe dijo...

Regina es regio!!! Isabella ya lo tengo en la lista me ha gustado siempre! Gracias por las sugerencias :D

Faith Sunflower dijo...

Ya te lo dije en Facebook, luces preciosa con tu pancita.
A mi también me paso con el Peluche y el portabebe corriente, que nos regalaron, que comenzó a gritar como loco y salimos de la tienda donde estábamos para irnos a casa sin saber que hacer. Nunca mas lo usé. No conocía los fulares, y ahora hasta estoy planificando hacerlos para vender, que tal?

Nombres de niña hay muchos hermosos: tengo apartado Mariangel, por si acaso algún día llega una niña a nuestras vidas, pero si te gusta puedes usarlo. Otros nombres que me suenan son: Constanza, Mariana, Katherine, Valeria, Elizabeth, hay tantos nombres hermosos!!!

Al final, quien decidirá el nombre será tu propia hija, ella encontrara la forma de hacerte saber como se debe llamar. Lo sabrás cuando un nombre no sea un simple nombre que te gusta, sino que te hará "tilín".

Un abrazote!
Pd: sigo sin BB

Chenchu dijo...

Felicidades por tu estado :) un bebe siempre inspira amor

Bere dijo...

Te ves hermosa!! ya nos contarás que tal las diferencias entre niño y niña, jejeje. De nombres, a mí me encantaba Paula, aunque coincido con Fati en que el nombre te sonará y dirás "este es!"
Felicidades a toda la familia :D

Entradas populares

Se ha producido un error en este gadget.