Sobre este blog

Diego es un bebe que, como muchos, tiene un Trastorno Generalizado del Desarrollo No Especificado. La tasa de nacimientos con este tipo de diagnóstico se dice ha crecido exponencialmente en los ultimos años, sobre todo en el estado Bolivar, Venezuela.

En este blog compartimos sus avances, sus logros, cómo ha influido en la vida de nosotros sus padres, familiares y amigos.

Esperamos llegar al corazón de cada uno de nuestros visitantes para crear conciencia sobre la necesidad de respetar los derechos de los que son diferentes y en colaborar para hacer mas corto el camino hacia su integración a una sociedad que brinde oportunidades a todos.

miércoles, 30 de noviembre de 2011

La Pijama


Cuando era una niña me regalaron un peluche pijamero, tenía un discreto  cierre en la espalda y por allí se supone que metes la pijama al quitártela por la mañana, y luego de arreglar la cama pones el peluche sobre esta adornándola, al llegar la noche cuando te vas a acostar sacas tu pijama del peluche y la vuelves a usar.

Es una forma linda y practica de guardar la pijama durante el día, aunque es más popular guardarla bajo la almohada; pero yo nunca use el peluche pijamero mas que para adornar la cama, porque mi abuela por la mañana se llevaba al cesto de la ropa sucia la pijama que me quitaba y cada noche me traía pijama y ropa interior limpia para dormir. Yo no conocía otra cosa, así crecí y para mí eso era lo normal y nunca cruzo por mi mente un pensamiento ecológico de ahorro de agua, energía, jabón, desgaste de la ropa. No era tema que discutiera ni del que tuviera alguna duda, era algo que hacía en automático.

Cuando pase a ser mujer casada, luego de un tiempo comencé a notar que  mi marido cada cierto tiempo me preguntaba exasperado: ¿Y el pijama que deje aquí? ¿Y la franela que me puse anoche? , la lave claro -era mi respuesta, un poco sorprendida de que mi marido tuviera ese tono que se parecía mucho al desconcierto o tal vez si lo uno con su mirada, era más la expresión del que esta ante un loco maniático… y peligroso.

Pase por varias  etapas antes de llegar a la conclusión de que a él simplemente le gustaba usar varias veces un pijama, antes de eso pensé que quizás no tenía muchas y comencé a comprarle pijamas, luego comencé a variar el tipo de pijamas por si acaso no había atinado con las que le parecían mas cómodas, y todo esto lo hacía de forma inconsciente, en algún momento entendí que era una cosa de costumbre y que mi marido se sentía cómodo usando 2 o 3 veces una misma pijama, que era una cosa parecida al ahorro energético y reciclaje.

Entonces fui yo la que pase a tener el tono exasperado cuando preguntaba: ¿Esto está limpio o está sucio? Hasta que finalmente comprendí que lo simple y correcto era esperar a que mi esposo decidiera cuando quería meter en el cesto de la ropa sucia su pijama y fin del dilema.  
Ahora piensen en esto: ¿Que creen que hace Diego cada noche y cada mañana?

¡Se saca toda la ropa y pide ropa limpia!

Cada noche usa un pijama y ropa interior limpios, y cada mañana al quitarle esa ropa, vuelve a pedir cambio total de ropa limpia. Si va al baño y alguna gota se cae en su interior… cambio de ropa total. Si hace pupú, como se le lava el culete… ¡cambio de ropa total!

En parte es por su pensamiento lógico, si lo uso está sucio, si cayo una gota o dos igual es sucio, si se puso la ropa al mismo tiempo no puede estar una parte limpia y otra sucia. Y por otro lado es simplemente lo que el observa, el modelo que recibe de quien pasa más tiempo con él y quien lo cambia mayor número de veces durante el día, o sea: yo.

Durante años estuve en automático cambiándole totalmente cada noche o cada vez que derramaba un poco de bebida en su camisa y ahora cuando sería conveniente que reusara un pantalón del uniforme escolar o una pijama, Diego me explica que no lo va a hacer porque buaagggg (esta sucio).

Así que cuando viajamos por ejemplo, si vamos a pasar 3 noches fuera, son 3 pijamas para cada uno y 2 mudas de ropa por día mas un factor de seguridad por si se moja, se mancha etc. El equipaje de Diego y mío, siempre va en maletas extra grande. Y en el fondo del bolso del colegio hay un cambio total de ropa para Diego, medias, interior, camisa y pantalón… por si una mancha cae en su pancita o una gotita se escapa al ir al baño y a Diego le da el ataque de buaaaggg.

Si un día Diego se casa con una chica normalmente ecológica, espero que deduzca rápido que la pijama bajo la almohada no es un signo de falta de higiene o flojera de lavar, sino cosas del reciclaje y apoyo para salvar a nuestro mundo.

7 comentarios:

Sandra dijo...

No puedo negar, que como siempre me gusto tu entrada y, en esta caso me reí mucho,pues uno de mis hermanos es "poco ecológico"
Por cierto, creo que tienes un duende en tu Blog: http://sanbruja.blogspot.com/2011/12/mi-blog-tiene-duende.html

Mami dijo...

jajajaja... por momentos crei que me describías, porque yo con mis enanas todas las noches les cambiaba pijama...imaginate los volcanes de ropita (si, multiplicados por 2), además sumemos que como no salían, pasaban un buen rato con la pijama al levantarse, pero ahora que han crecido y van al kinder, ya les dejo la pijama dos o tres días (eso, si no sucede algún "accidente") y ellas lo ven normal, creo que ni se fijan que es la misma del día anterior..... :)

Bonita entrada, me haces sentir acompañada ... jajajajja
Un abrazo...

Fabi dijo...

Pasé para desearles un excelente 2012!!!!!!!!!!!!!!
Abrazos!
Fabi y Valen

Anónimo dijo...

Oye no podrias llevar la ropa que en realidad no esta sucia a otro cuarto y solo sacudirla y doblarla nuevamente en su cajon? Como sugerencia para ahorrar agua, tiempo, trabajo... Abrazos a ti y a Diego hermoso

Yaneth dijo...

Nunca había escuchado hablar de un peluche pijamero. Me ha gustado mucho la idea aunque no se si yo lo utilizaría, mas que nada por aquello de airear la ropa. Por casualidad llegué a tu blog y esta entrada en me ha encantado. Un Saludo!
Yaneth

http://yanethpoints.blogspot.com/

Fabi dijo...

jajajaja!!! Imagino la cara de tu marido cada noche preguntando por su pijama, jajaja!!!
Espero que estén muy bien!!!
Besos
Fabi y Valen

Ana Belén dijo...

Esa foto de Diego con un bebé, es de su nuevo hermanit@?!!!!!!! Ohhh!!! que alegría si es así!!!!!! y que carita tiene Diegoooooo.... jajajjajja, me alegro mucho... que felicidad.

Entradas populares

Se ha producido un error en este gadget.